Imagen  —  Publicado: marzo 19, 2014 en Uncategorized

Reos son los garbanzos en mi panza
lanzando alaridos ponzoñosos
propios del rugir de los colosos
exclamando libertad a ultranza.

Por aunarse tienen la esperanza
de salir por la cavidad airosos
calcinado negros bellos frondosos
en sublimado hedor que a ti te alcanza.

Mancillados mis blancos calzoncillos
se han convertido en pieza de museo
porque el estruendo comportaba lastre.

Mejor cenar sopa de menudillos
para entregarse ligero a Morfeo
que al alba despertar tras el desastre.

Entre tres o quatre es cuinen el pastís,
ens furten el blat i d’ell fan farina
amb la que amassen la nostra ruïna
ficant-li molt de sucre i força anís.
Per elaborar-lo empren les nostres mans
sense embrutar-se ni tòrcer l’esquena
ells s’engoliran la nostra berena
impedint-nos qualsevol mínim avenç.
Ara ja no els cau ni aquella molla
que era la gris vianda de la quietud
que mantenia als grills sempre dins l’olla.
Conscient de que no es viu de gratitud
no sigues un de tants que s’agenolla
perquè aquesta no és la millor actitud.
tumblr_mfz01vDnEz1qb6cnho1_1280

En les hores crepusculars de l´estiu,
recorde aquell dia fred de la tardor
gitats al sofà d´escai del menjador;
ja que, plovia i per a mi era festiu.

Tu vesties amb pijama de seda,
jo amb el meu quadrejat batí de franel·la;
de prompte em digueres, coronela:
“ves a veure el bullit, fa olor de bleda!”

Caigué, a plom, el meu fosc barnús al terra
en acte de primitiva homenia
vaig entrar en aquella molt hostil guerra.

Esgallar-te, en canal, jo pretenia
però, de s’opte, vaig notar la serra:
“Em cague en el tanga de pedreria!”

Los naranjos infestados de araña
en soleado día de verano
un servidor, con el pito en la mano,
ha pulverizado hoy de mañana.
A la playa al concluir tal menester,
para hallar ,en el agua, gran frescor
y exhibirme en ceñido bañador
por si alguna cangreja place morder.
Mi esternocleidomastoideo aquí luzco
en una gris y pedregosa playa
por si pincho artilugio negruzco.
Y es por este sublime artificio,
que sufro por una insolación;
que no por el calentón del vicio.

Orbito entre seres medievales
con tabernas y fuegos de dragones
hallo el debate de necios lirones
dando por culo en fechas estivales.
Meros profetas del apocalipsis
nalgas cuadradas queman taburete
mientras esputan lo que va al retrete
comen hígado, se empapan de crisis.
Bebiendo ambrosía de amargura
hablando de bancos y acciones
al que vive de la agricultura.
Le recuerdo al caballero bizarro
empuña la gran espada y no hables tanto
ya que, ¡la tierra es más que mero barro!

Inmundo mundo gira por la plata,
inhumanos mundanos siembran penuria;
mientras, esperpentos tocan bandurria
¡Dios dé puntapié a la gran patata!

Qué no cese la triste algarabía,
dejad fluir a estos déspotas seres
que hagan, de nuestro hígado, sus placeres;
pongamos el cuello en su recta vía.
Indiferencia ante su movimiento,
no importa si recortan salario,
es por la economía el detrimento.

El ocaso de los bienes sociales
en pro del bienestar de dos ladrones
por pensar como los Neandertales.

(Pisteraks Imartingales, “Seres con enormes penes persiguiendo a las mujeres”).